Colágeno para vivir, colágeno para ser feliz.

 En Belleza, Salud

En primer lugar pediros perdón por haber abandonado de esta manera el blog, este mes entre tanto puente, curso y congreso se me ha complicado hasta descansar, pero bueno, ya estoy aquí nuevamente, tengo muchas publicaciones atrasadas, cositas que os tengo que contar del congreso y de las reuniones que he tenido, pero vamos de a poco!Hoy os hablaré nuevamente del colágeno, cada vez es más necesario, no solo para la piel sino para sentirnos mejor, más activos y con menos dolores, ya que actúa también a nivel articular.

Intentare hacerlo fácil de leer, aunque me gustaría contaros un poquito sobre las generalidades del colágeno.
El colágeno es una proteína, que esta extendida en el cuerpo humano de forma abundante, sobre todo presente en huesos, cartílagos, ligamentos, tendones, piel. También está en la pared de vasos sanguíneos, cornea, cuero cabelludo, encías y dientes. 

  
El cuerpo tiene células especializadas para formar el colágeno específicas de cada tejido.

El colágeno se forma inicialmente dentro de la célula, luego son exocitadas (como expulsadas) al exterior, donde van madurando y de una simple microfibrilla van aumentando de grosor y longitud hasta formar una gruesa y resistente fibra de colágeno.

Hay diferentes tipos de colágeno, según la distribución que tengan, así como los entramados que adoptan según el tejido en que estén y las necesidades, por ejemplo en la piel, se entrelazan, formando una especie de «cesto de mimbre» para oponerse a las tracciones ejercidas en distintas direcciones, en el cartílago se disponen en «muelles» para resistir las fuertes presiones, en forma de «haces paralelos» en ligamentos y tendones, para soportar el estiramiento.

Dada la abundancia y la importancia del colágeno en el organismo, su pérdida y degradación ocasiona diferentes alteraciones, tales como pérdida o disminución de la movilidad, vulnerabilidad ante fracturas y lesiones y predisposición a sufrir enfermedades degenerativas, tales como artrosis y osteoporosis.

  
La capacidad de síntesis de colágeno comienza a disminuir a partir de los 25 años de forma espontánea, se cree que perdemos 1,5% de colágeno anual entre los 25 y los 50 años, por lo que llegamos a los 50 años con una pérdida del 35% de colágeno, con lo que esto conlleva.

Además de la edad, hay factores que aceleran la pérdida de colágeno, como el ejercicio y el deporte, donde hay mayor desgaste de articulaciones y sistema músculo-esquelética. También el sobrepeso por generar mayor presión en las articulaciones. La menopausia, por disminución hormonal, afecta acelerando la pérdida de colágeno. 
Explicado esto, ahora os digo que lamentablemente, el colágeno que podemos ingerir a través de los alimentos tiene una mala asimilación, ya que las moléculas son bastantes grandes para poder ser absorbidas correctamente. 

Las comidas ricas en colágeno, que si se absorben bien, son las tradicionales, como los callos, las manitas de cerdo, pero como comprenderéis, no podemos alimentarnos solo de esto, porque vamos a tener buena calidad de piel, pero unos cuantos kilos de mas por ser tan ricos en grasa, así que es una opción poco recomendable. 
Una buena absorción es a través de colágeno hidrolizado, donde el peso molecular es adecuado para su absorción intestinal.

Como el colágeno, presenta los mismos aminoácidos (composición de las proteínas) y en proporciones muy similares, independientemente del animal del que proceda, su biodisponibilidad, seguridad alimentaria y propiedades de salud, dependen de su proceso de elaboración y no de la especie animal (un concepto que hasta yo misma lo tenía equivocado)
El colágeno, que os voy a recomendar es COLNATUR, no se si lo conoceréis, yo ya lo estoy tomando, reúne las características que os comenté arriba, es muy asimilable. Puede ser de sabor neutro o frutos del bosques, sinceramente yo tomo el neutro, lo mezclo con el café de la mañana, no cambia en absoluto el sabor, y además me deja un café súper espumoso, una cucharilla corresponde a los 10 gr de dosis diaria recomendada, es en polvo, como la leche de los bebés, pero se disuelve completamente, yo le pongo un cacito a mi café y al de mi marido, y que él, que no le gusta nada tomar cosas, no le haga asco porque realmente es como si no lo tomara, dice muchísimo! 

Una cosa tengo que decir, no tiene un efecto inmediato!! Esto es importantísimo, hay mucha gente que lo nota rápido, pero la verdad que hay que darle tiempo, al menos 3 meses para notarlo en los huesos, menos dolores articulares, que si bien lo recomiendo en gente joven también, ahora con los niños pequeños, que vamos al parque y volvemos con nuestros hijos en brazos, el patinete, los cubos y el bolso, es normal que nuestra espalda y tooodas nuestras articulaciones se resientan, así que se nota! Y en la piel, al cabo de 6 meses es cuando puede verse mas luminosidad, y menos flacidez, ojo!!! En personas mayor, con mucha flacidez, ayuda, pero no es un milagro, ya sé que en esto es muy repetitiva, pero muchas personas creen que con estas suplementaciones les va a corregir y cambiar la cara, y hay cosas que solo se consiguen a golpe de bisturí, lo siento!!! Pero así y todo, merece la pena tomarlo!!! 

Se puede comprar en herbolarios y si os cuesta conseguirlo, os invito a visitar la página del laboratorio, lo bueno es que es muy asequible y el bote dura un mes, que esta fenomenal! 
Que tengáis un buen finde!!!! 

   
       

¡Valoranos!
Entradas que te pueden interesar